jueves, 24 de mayo de 2018

Ficha del recurso:

Fuente:

Vínculo original en observatorio.cenatic.es

Fecha de publicación:

miércoles, 20 de mayo de 2009

Última actualización:

miércoles, 20 de mayo de 2009

Entrada en el observatorio:

miércoles, 20 de mayo de 2009

Idioma:

Castellano

Sector de actividad:

Educación

Archivado en:


El software libre ahorraría 50 millones de Euros

El principal defensor del Software Libre, Richard Stallman, ya se lo advertía al gobierno español: Proporcionar ordenadores con el sistema operativo Windows preinstalado fomentará el monopolio y destruirá la capacidad de elección de los niños que comiencen a utilizar el software privativo desde tan temprana edad.

Stallman considera el movimiento estratégico del gobierno un craso error que convertirá a los alumnos en adictos al sistema operativo de Microsoft y perpetuará el monopolio de facto que lleva ejercitando con mano de hierro desde hace ya muchos años. La Asociación de Profesores de Informática de la Comunitat Valenciana (APICV), que representa a la práctica totalidad de docentes de esta especialidad, parece estar de acuerdo con el gurú del GNU/Linux y avanza aún más lejos en sus argumentos. La entidad ha manifestado que se necesita potenciar el sistema educativo desde las nuevas tecnologías y que "debe conllevar el uso de tecnología y licencias de Software Libre" debido a que estas contribuyen a una participación mayor del conocimiento y permiten un I+D de código abierto. Para la APICV, “eso permitiría mejorar y crear aplicaciones libres para el sistema educativo sin depender de tecnologías foráneas y de políticas empresariales alejadas de nuestro entorno”.

Además, este colectivo de profesores de informática, argumenta que se podría ahorrar una cantidad más que considerable en coste de licencias. Si la propuesta original del gobierno de proporcionar un mini-portátil a cada alumno con Windows como sistema operativo instalado sigue adelante, la inversión necesaria para cubrir todo ese software podría superar los 50 millones de euros. Sabiendo que cada licencia de Windows cuesta 50 euros, otros 50 euros del paquete ofimático y 25 del antivirus, eso arroja un total de 125 euros más que tendrán que pagar por cada ordenador que cedan a los niños. Según la asociación, "si hablamos de más de 400.000 alumnos de 5º de primaria y a un coste de software mínimo superior a los 125 euros, el resultado es muy superior a los 50.000.000 euros". Además, afirman, “el software libre ayudaría a paliar el déficit de recursos en el sistema educativo y no para llenar las arcas de empresas monopolistas como Microsoft”. Que bastante rebosantes las tiene ya.

En plena crisis mundial, esta propuesta de los profesores informáticos de Valencia parece muy razonable. Se promulgan dos líneas de actuación que podrían permitir un ahorro de recursos significativo para las arcas del estado y, además, fomentaría el uso de sistemas libres. O al menos lo daría a conocer entre los menores para que pudieran elegir con conocimiento de causa en el futuro. Hoy nos quejamos mucho de las dificultades del Linux pero habría que ver que sucedería si algún día los gobernantes se tomaran en serio el modelo de Software libre y lo potenciaran de verdad. Quizá los niños no lo vieran tan complicado una vez que lo hubieran aprendido de pequeños e interiorizaran la filosofía del sistema. Amén de que se procuraría más soporte en forma de programas y aplicaciones de todo tipo, incluso desde las propias empresas de Hardware.